Ser fraile dominico Ser fraile dominico

Domingo de Ramos 2018

1 comentarios

El fruto de la Pasión es como fuente de la pasión, donde se mira cada momento de la pasión es como un pozo que conecta la fuente de la vida.

Domingo de Ramos: “Conecta la fuente de la vida”

Este Domingo de Ramos cerramos el tiempo de cuaresma, y abrimos el inicio de la Semana Santa, la semana mayor del año cristiano; es decir, hemos llegado ya al objetivo, a lo que conducía la cuaresma, lo que hemos estado preparando durante estos cuarenta días, la Pascua. Entramos en la semana más importante de la liturgia cristiana, celebramos la muerte y la resurrección de Cristo y lo que se nos pide en esta liturgia es que lo vivamos con serenidad, con interioridad; es decir, que meditemos lo que significa este acontecimiento.

El fruto de la pasión no es machacar la conciencia, sintiéndose culpable, malísimo, horrible... y cuando termina la resurrección me dedico a otra cosa. No es para aumentar el sentido de la culpabilidad que a veces nos han reprochado otros; matar toda la alegría, toda la vitalidad; no es para desconfiar del hombre, tener asco del mundo, del por qué han matado a Dios. Cristo vino para que tengamos vida y la tengamos en abundancia. Por lo tanto, el fruto de la Pasión es como fuente de la pasión, donde se mira cada momento de la pasión es como un pozo que conecta la fuente de la vida. Por tanto, es una alegre noticia, un alegre evangelio, de cómo mantener la fe en medio del sentimiento de la ausencia de Dios, de cómo mantener la solidaridad y el cuidado de los demás, incluso dentro de nuestra propia muerte que parece inútil.

La pascua es el modo de ser de Dios y el modo de ser nuestro. Es descubrir el perfil de Jesús en cada uno de nosotros. Dios se prueba en nuestra propia vida, somos nuestra propia prueba de la fe.

Lo que verdaderamente nosotros hemos de celebrar, vivir y sentir es la victoria de Cristo sobre el pecado, sobre la muerte, sobre lo que nos hace menos humanos, más antidivinos; la posibilidad real de ser personas libres y liberadoras; la posibilidad de formar lazos profundos entre unos y otros, donde es posible el amor y el entendimiento; donde sentirnos libres de todas las dominaciones, del miedo a la muerte y los otros miedos
que nos amenazan, nos paralizan y nos esclavizan; donde podemos comprobar que nunca estamos solos y abandonados en nuestra vida que sea cual sea tiene sentido, riqueza y fecundidad en los brazos de Jesucristo resucitado, que está en nosotros y obra por nosotros.

Sólo podemos seguir a Jesús cuando nos sentimos atraídos por él, y cuando en lo más profundo de nuestro corazón existe el deseo de conocerlo. Sólo su atracción nos pondrá en camino. Lo que más podemos subrayar de este crucificado es ante todo su amor hacia todos. Jesús no excluye ni es indiferente con nadie. Ama y acoge a todos: pecadores, mujeres, niños, enfermos, pobres. Sobre todo, nos da el amor insondable de Dios. Empezamos a ser cristianos cuando nos sentimos atraídos por Jesús. Sólo empezamos a entender algo de la fe cuando nos sentimos amados por Dios.

Comentarios

1
fr. Pepe E.op 23 de marzo de 2018, 12:11


Salvador: Con tu certera reflexión, me iluminas para celebrar la fiesta de todas las fiestas cristiana.

Deja tu comentario

Los comentarios no se publican en el momento. Para evitar abusos, los comentarios sólo son publicados cuando lo autorizan los administradores de la página. Por este motivo, su comentario puede tardar algún tiempo en aparecer.

Tu nombre:


Tu comentario:

  Enviar
Cristo, el nuevo Adán, en la misma revelación del misterio del Padre y de su amor, manifiesta plenamente el hombre al propio hombre y le descubre la grandeza de su vocación
Concilio Vaticano (GS 22)

A la Escucha

El que quiera ser grande, que se ponga al servicio de los demás - XXIX DOMINGO DEL T. O.

Vende lo que tienes y sígueme - XXVIII DOMINGO DEL T. O.

"Vino a los suyos y no le recibieron" - XIV Domingo TO

"La familia de Jesús" X Domingo TO

Solemnidad de Corpus Christi - El tesoro de la Iglesia

Santisima Trinidad

Solemnidad de Pentecostés

Solemnidad de la ascensión del señor

Vosotros sois mis amigos - Sexto Domingo de Pascua

Yo soy el buen pastor - Cuarto Domingo de Pascua


Búscanos en...

Puedes ver todos los vídeos que vamos publicando en youtube.


También estamos en facebook, apúntate y mira las últimas novedades.



Suscríbete a nuestros contenidos por RSS.
Buscar

Para llegar a lo que ya se ha publicado.

Buscar
Artículos anteriores

Accede a los artículos ordenados por fecha.

Contactar

Estamos abiertos a cualquier inquietud o duda que tengas.

Dejar un mensaje
Te recomendamos

Si te ha gustado nuestra web te indicamos otras que a nosotros nos gustan:

dominicos.org www.op.org

jovenesop.org campusdominicano.org

Página realizada por: