III Domingo del Adviento: Dando vida con alegría

III Domingo del Adviento: Dando vida con alegría

Fr. Rodolfo Méndez
Fr. Rodolfo Méndez
Real Convento de Predicadores, Valencia
A la escucha 1 comentario

Dos palabras son las que resaltan en la liturgia de este tercer domingo de Adviento, o mejor conocido como el domingo de Gaudete, y son vida y alegría. Juan hace una pregunta decisiva para saber si su tiempo ha terminado: «¿Eres tú el que ha de venir o tenemos que esperar a otro?». Jesús no divaga mucho con una respuesta teórica, sino que es concreta, clara y precisa. Quiere que Juan quede convencido de lo que está sucediendo, no por lo que los demás dicen, sino por lo que sus testigos directos, sus discípulos, pueden ver y oír.

Jesús envía una buena nueva, se da a conocer por medio de su obrar, transmite a los demás vida y alegría: «los ciegos ven y los inválidos andan; los leprosos quedan limpios y los sordos oyen; los muertos resucitan y a los pobres se les anuncia la buena noticia». En su respuesta, a Juan le muestra la presencia del Reino de Dios en su persona mesiánica y en su actividad profética. 

Ante las dificultades de la vida, Jesús se muestra cercano con los necesitados. Esto es un ejemplo para que nuestro seguimiento no sea solo de palabras bonitas, sino que esté cargado de las buenas obras con aquellos que sufren, para que podamos transmitir vida y alegría en situaciones deshumanizadoras e injustas. Frente a tendencias destructivas de nuestra sociedad contemporánea, debemos forjar un cambio estructural.

Que no resaltemos por nuestras bellas palabras, sino por las obras. 

Las palabras y hechos de Jesús son para nosotros signos de vida y amor. Es una invitación para que en este Adviento nos inclinemos a una conversión personal y social: a Dios, a los hermanos y a la construcción de un mundo mejor. Que nuestra espera no sea un instalarnos en la vida con los brazos cruzados, sino dar vida, gaudete (gozo), alegría a los demás, y así transformar la realidad para mejor.

Jesús ha venido a darnos vida a todos. Nosotros ¿seguimos a este Jesús?, ¿estamos dando vida a los demás?, ¿experimentamos la alegría de la buena nueva?

cuidar