Blog

Blog



Artículos de Fr. Jesús Nguema Ndong Bindang

Ante situaciones de enfrentamientos y divisiones, que pueden hacer tambalear nuestra fe el evangelio de este domingo es una invitación y una exhortación a afrontarlas con esperanza y confianza.
Todo hombre bautizado tiene el deber continuar la misión de Jesús de anunciar la buena noticia: curar, liberar… y salvar. De esta manera damos sentido a nuestra vida y vivimos nuestro don de hijos amados por Dios.
"Descubrimos en Martín un humilde fraile mulato que transformaba cada minuto de su vida, cada acto de su día a día en un acto extraordinario de amor a Dios y al prójimo. Dios dio al humilde Martín el don de «hacer las cosas ordinarias de manera extraordinaria»
Tenemos tan de cerca al Resucitado que no reparamos en su presencia, en su sonrisa, en sus palabras. Pero Él siempre encuentra la manera de hacerse evidente a nuestros ojos. Hoy es un buen momento para mirar alrededor, y contemplar a Jesús Resucitado.