Blog

Blog



Artículos de Fr. Diego Rojas

La vivencia de los ritos de manera online y la imposibilidad de recibir la comunión nos han permitido hacer mejor conciencia de que por el bautismo y la confirmación somos sagrarios y templos vivos del Espíritu.
La vida de los grandes santos de nuestra Iglesia y nuestra orden son modelo y estímulo para nuestra vocación, formación y servicio. Pero aún lo son más la de aquellos frailes cercanos, a los que conocimos de primera mano. La de fray José Fernández González del
"Al reconocernos hijos de un mismo Padre, se posibilita ver a los demás como hermanos, yendo por encima de relaciones de indiferencia o utilitarismo, y por encima de las dinámicas de venganza y odio".
El trabajo pastoral en parroquia resulta ser un muy buen espacio para crecer en el trato con los fieles, poner en práctica conocimientos de teología aprendidos en el aula y ganar experiencia y seguridad en el día a día de la misión.
"El mensaje de fraternidad del Reino, entiéndase la voluntad de Dios, es para todos y todas. Obviamente este detalle es muy significativo en la cultura y tiempo de Jesús donde la discriminación por género era un tema bien serio".